Navegacion

sábado, junio 07, 2008

¿SOMOS MUCHOS?

… Quizás el origen de la crisis

Por: Nelson Hernandez

Esta primera semana de junio la FAO ha realizado una reunión internacional para analizar la crisis alimentaria actual a nivel mundial. Dentro de sus conclusiones menciono… “es que ha disminuido la producción de alimentos”, pero lo que no dijo… “es que la población ha aumentado drásticamente”.

Este escenario lo visualizo Malthus cuando índico que la humanidad presentaría una crisis, ya que la población crecía en progresión geométrica... mientras que los alimentos la hacían en progresión aritmética...en otras palabras, hay más gente que demande alimentos y hay menos cantidad para satisfacerlos. Esta deficiencia se presenta en todos los recursos naturales con énfasis en los países en vías de desarrollo por tener un mayor crecimiento poblacional. (Haga clik en el grafico para agrandarlo)

Tal crecimiento desmesurado de la especie humana ha ocurrido en los últimos 60 años, al pasar de 2500 millones en 1950 a más de 6500 en el 2008, aspecto que se ve reflejado en el grafico de la evolución de la población humana. Se estima que para el año 2100 la población mundial este situada en unos 11000 millones.

El crecimiento poblacional mencionado ha originado situaciones criticas (salud, educación, alimentación, agua, energía, etc.) que se le han adosado un conjunto de razones para explicarlas, pero muy pocas apuntan hacia la “proliferación de la especie humana”.

La grafica (Haga click en el grafico para agrandarlo) muestra el incremento poblacional desde 1980, con una proyección al año 2020. Observemos que en promedio el incremento poblacional es de 395 millones cada 5 años (79 millones por año). Esto representa que cada 5 años tenemos una nueva Sur America o que cada año tenemos una Argentina nueva y una Venezuela nueva a quien hay que proporcionarle recursos.

Lógicamente el desarrollo de los recursos no ha ido a la par del crecimiento poblacional, de allí la crisis. Se le achaca, a mi juicio sin razón, a los biocombustibles (paliativo para afrontar la crisis energética) la crisis alimentaria. La pobreza en los países en desarrollo no es nueva, esta mucho antes que el auge de los biocombustibles. Aquí hay una paradoja social, muchos de estos países se les presenta la oportunidad de producir etanol y satisfacer sus necesidades energéticas y obtener ingresos por exportación para incrementar su Producto Interno Bruto, y al mismo tiempo instituciones de esos países proclaman el déficit de alimentos por la dedicación de terrenos para la producción de etanol. En este sentido, la respuesta de la ciencia es el etanol celulósico.

(Haga click en el grafico para agrandarlo). La grafica muestra la variación del incremento de alimentación Vs. La variación del incremento poblacional para toda America. Obsérvese que hay países que han tenido una variación negativa en la satisfacción alimentaria de su población. De estos países solo Brasil y Estados Unidos dedican territorio para producir etanol, y no presentan índices negativos en la satisfacción alimentaria de su población.

La crisis presente y las futuras inmediatas y mediatas están o estarán altamente relacionadas con el auge de la población mundial…

Parece que somos muchos… La tierra nuestro habitat es finito.


4 comentarios:

Anahí M. LLanes. dijo...

Nelson...

Muy interesante el artículo.
Sin duda alguna, el drástico crecimiento de la población es uno de los principales factores de la Crisis Alimentaria Global, pero no la única.
Obviamente, las decisiones de los gobernantes de un país influyen en una gran mayoría, ya que de ellas depende el correcto suministro de alimentos a la población.
Si ellos deciden desplazar los cultivos fundamentales para su sostenimiento y reemplazarlos por una sola variedad que ni siquiera le sirve para alimentar a sus habitantes, esto nos jugará en contra.
Los biocombustibles no son dañinos por sí mismos, el problema es la forma de utilización que le da el hombre. Esto lo advirtió el mismo Al Gore, en el marco de la celebración del I Congreso Americano de Biocombustibles (11 de Mayo de 2007, Buenos Aires, Argentina), aclarando que aquellos son un arma de doble filo: “Toda solución potencial debe manejarse con mucho cuidado. El peligro está dado por el hecho de destruir bosques innecesariamente y se puede disminuir la disponibilidad de alimentos”
Es importante poner sobre la mesa todas estas observaciones, para evitar que lo que en un principio parecía ser lo mejor, nos termine perjudicando el doble que nuestro actual problema.

Nada es bueno ni malo, todo depende de su forma de utilización.
Si a este crecimiento demográfico que estamos experimentando, le sumamos el uso irracional de los recursos naturales, obviamente obtendremos resultados negativos.

Es un problema que viene por un conjunto de factores, los cuales actúan en forma sinérgica.

Saludos...

Anahí M. Llanes.

Nelson Hernández dijo...

Anahi...
Todo se puede resumir en lo siguiente:

Independientemente de que los recursos se utilicen racionalmente, la capacidad de la tierra es finita por lo que el hombre debe de limitar su crecimiento, es decir, debe haber un numero tal de poblacion a la cual se le pueda sumnistrar equitativamente los recursos.

Hay quienes se han atrevido a dar ese numero el cual no es mayor a 11000 millones de personas, de ser esto cierto estamos un poco mas alla de la mitad de camino para alcanzarlo... desde cualquier punto de vista es preocupante como especie animal...

Por otra parte, el Cientifico canadiense Suzuki, menciona que el 99.99 % de las especies (seres vivos) que han poblado a la tierra desde su formacion han desaparecido, y el hombre no esta excento de esto... mas aun si el mismo acelera su desaparicion.

Saludos... NH

Enrique Rebolledo dijo...

Hola Anahi y Nelson,

Me parece que aportan dos aristas muy interesantes. El tema poblacional es muy importante, sobre todo con miras al uso de recursos. Si bien la teoría de Malthus ha sido desechada en muchos ámbitos, reaparece en momentos de cambio tecnológico de la producción, no sólo de alimentos, sino también de energía.

Creo también que en parte la crisis alimentaria tiene que ver con las barreras comerciales que enfrentan los países en desarrollo. Lo curioso es que ahora los países de mayores ingresos son los que también están siendo afectado por la subida de las fuentes de energía y los alimentos.

Saludos,

Enrique
http://co2finance.blogspot.com/

Jaidigor dijo...

Estimado blogger:

No se muy bien como he llegado hasta aquí, pero considero oportuno hacer un par de criticas a su ultima entrada, siempre claro esta en un tono constructivo.

La primera de ellas se refiere a la alusión a las teorías de Malthus. Sin duda la expresión que usted usa es la que se utiliza asiduamente en muchos foros para sincretizar la visión malthusiana, sin embargo no hemos de olvidar el entorno en el que desenvolvía el autor de esa "condena perpetua". Si descartamos, tal y como el lo hizo, el progreso técnico y el avance del conocimiento, sin duda sus resultados en cuanto a los ciclos de crecimiento y retroceso de la población (como consecuencia de unos rendimientos constantes de la tierra), serian totalmente correctos. Es evidente que esto se ha demostrado totalmente incorrecto, incluso en los albores de la humanidad.

Es por tanto incorrecto recurrir a una teoría tan incompleta (o completa bajo unos supuestos irreales) para argumentar a favor de la necesaria estabilización de la población mundial.

A su vez, y ya de manera particular, no considero que la escasez de alimentos tenga como principal factor condicionante el espectacular incremento de la población que se ha vivido en los dos últimos siglos. Creo que mas bien el problema radica en la distribución, en sistemas de "comercializacion" que no permiten que se desarrolle el sector agricola correctamente en muchos paises (incluso en los desarrollados, con las correspondientes subvenciones, cuotas, etc), y en la falta de instituciones lo suficientemente fuertes para cambiar la actual situacion.

Y por ultimo, yo no desecharía el importante papel que juegan los biocombustibles en el problema. Evidentemente existe una competencia intrínseca alimentos-energía, que ha medida en que los precios de las principales fuentes de energía aumenten, verán resuelta tal dicotomia en favor del sector mas denostado por nuestro actual sistema.

Puede parecerle que considero el problema de la población baladí, pero no es así, solo que la problemática asociada al nivel de población para mi entender va hacia otros derroteros, quizás aun mas peligrosos en cuanto a estabilidad del sistema.

En cuanto a la cumbre de la FAO, no merece otro calificativo aparte del de pantomima moralmente repudiable, pero vamos, creo que a nadie le extraña tal cosa, viendo en que acaban todas las cumbres de esta índole.

Saludos y animos!

IGC.