Navegacion

lunes, marzo 05, 2007

LA INDUSTRIA Y EL AMBIENTE

… Una constante lucha

El siglo XX fue la máxima expresión intelectual de la humanidad en lo concerniente al desarrollo industrial. Nacieron un sin fin de empresas con procesos novedosos para satisfacer o crear necesidades para una población ávida de confort, lo cual podemos resumir como:

Industria = Producción = Consumo = Bienestar = Calidad de Vida

Pero como todo tiene una causa y un efecto, dicho desarrollo trajo consigo una agresión al ambiente, al considerar a la naturaleza inagotable y gratuita. Esta agresión antropogénica ha originado un cambio climático en la tierra como consecuencia de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI).

En los años 50´s, aparecen los primeros movimientos ambientalistas. A raíz de los trabajos científicos de “Los limites del Crecimiento” realizados en 1970, la sociedad comienza a tomar conciencia de la problemática ambiental. En la década de los 80´s, las ONG´s ambientalistas ocupan un espacio importante en las decisiones socio - políticas a nivel mundial, lo cual se cristaliza en 1992 con la incorporación del concepto “Desarrollo Sustentable”.

Lógicamente al sector productivo (industrias) se le adosa una culpabilidad, algunas veces directa otras indirectas, de agredir al ambiente. Esto obligó a las empresas a redimensionar su forma de actuar ante la sociedad. La OMC, al igual que otras instituciones, ha establecido dentro de su misión la protección al ambiente. En tal sentido, ha desarrollado el concepto y normativa del “Sello o Etiqueta Verde” para la comercialización de productos a nivel mundial.

Así mismo, las industrias han incorporado dentro de su razón de ser la Ética Empresarial y la Responsabilidad Social, destinando cada vez más esfuerzos económicos para llevar adelante iniciativas en materia de medio ambiente, calidad, educación, relación con la sociedad y bienestar de los empleados, entre otras acciones.

En lo concerniente al uso de combustible fósiles, se plantean opciones como es el Mecanismo de Desarrollo Limpio (MDL), que son proyectos que deben producir beneficios reales para el clima, enfocados a la mitigación del cambio climático, que a su vez puedan ser medidos a través de metodologías de monitoreo y línea base de comparación (ISO 14064).

Estos proyectos MDL dan origen al comercio de emisiones (Bonos de Carbono), y como su propio nombre indica, es una compra-venta de emisiones de gases de efecto invernadero entre países que tengan objetivos establecidos dentro del Protocolo de Kyoto; es decir entre los países industrializados o pertenecientes al Anexo I del Protocolo de Kyoto. De esta manera, los que reduzcan sus emisiones más de lo comprometido, podrán vender los certificados de emisiones excedentarios a los países que no hayan alcanzado cumplir con su compromiso.

Lo que debemos tener claro es que, tecnológicamente no hay ningún factor ni ningún recurso insustituible. Hay sólo factores productivos y bienes intermedios cuyo precio es más elevado que el de otros. Nada más. Y las industrias se han adaptado y seguirán adaptándose a esa realidad. Hoy esa realidad es el ambiente.


Industria  OMC  Invernadero  ISO 14064  Ambiente  Bonos Carbono

Industry Carbono WTO ISO 14064 Environment Ecology


0 comentarios: